21 kilómetros

Fue en marzo de 2004 cuando por puro juego, por hacerles segunda a mis compañeros de Sport Life, me inscribí a mi primer carrera atlética. Así de la nada, sin ningún entrenamiento, cuando la vida se me iba en trabajar y parrandear con mis amigos de Toluca y del trabajo, corrí mis primeros 10K en la carrera de Televisa Deportes. Después de eso y ya medio emocionada, corrí otros 5K también con mis compañeros de SportLife (aunque ahora que lo leo, neta hice 25 minutos? jajaja).

Ahi quedó todo… me gustó pero en esos momentos mi cabeza estaba en otra cosa. Fue llamarada de petate y nada más.

En aquellos momentos nunca pero nunca me hubiera cruzado por la cabeza la idea de correr un medio maratón. Ni siquiera cuando, en noviembre de 2007, un poco más preparada, regresé al mundo del running, en los 10K de Nike. Aquella vez mejoré aquel tiempo de 1hr 15 minutos, con 59 muy decentes minutitos. Estaba de lleno en el gym, llevada de la mano de Altamar, corría, escalaba, hacía pesas… fue mi época de “sport girl” super fuerte. Pero ni siquiera en aquellos momentos me imaginé que hoy estaría nerviosa y emocionada esperando correr mis primeros 21K.

Después de esos 10K de Nike hice varias carreras más durante 2007 y 2008, hasta que empezaron a darme lata las rodillas. Recuerdo perfecto la última carrera, la de Rock&Run, cuando apenas pasando el km 3 la rodilla derecha comenzó a dolerme, pero terca de mi, seguí corriendo y terminé los 10k apenas pudiendo caminar. Ni siquiera me acuerdo qué tiempo hice, fue horrible y muy frustrante, yo quería seguir pero mi cuerpo no me lo permitió.

Después de eso dejé de correr, y prácticamente dejé de hacer ejercicio. Muchas cosas pasaron después incluyendo, como ya lo saben mis asiduos lectores (ayajaaa), el haberme separado de Altamar con todo lo que esa separación implicó en mi vida.

La segunda mitad del año pasado fue devastadora, todo mi mundo cambió y yo entré en una etapa de reconstrucción interior super fuerte. Fue muy dificil pero tuve el apoyo de gente que quiero mucho y de mi familia, que no me dejó caer. Este año comenzó con una nueva visión. Con ánimos renovados y dispuesta a encontrarme y a estar bien conmigo misma. Desde el principio ha sido un año para mi. Y, curiosamente, con el llegó de nuevo el running y muchísima gente increíble que trajo consigo.

Empecé a salir a correr de nuevo en enero. Iba ocasionalmente a los viveros -es un lugar que me encanta de la ciudad- pero, estando sola de repente me daba mis gustos o me ganaba la flojerita y preferia quedarme viendo peliculas o baboseando en internet. Pero la semillita se había sembrado de nuevo. Luego me encontré con mi viejo sensor de nike+ y entré de nuevo a la página. Tenía poco que había comenzado a hacerle caso también a mi abandonada cuenta de twitter, en realidad nunca la había usado y no me llamaba la atención. Pero en los retos de nike+ me llamó la atención uno: la de Twitterrunners. Había gente conocida en el, como Wakamole y su hermano Mike. Le entré y fue el primer aliciente para salir a correr con mas frecuencia. Sabía que podía subir en la tabla y eso me animaba. Corria por gusto y eran momentos invaluables en los que, además de sentir mi cuerpo a mil, tenía tiempo para pensar mientras corria y seguir creciendo interiormente… todo iba genial hasta que, un día de abril, saliendo de mi casa, pisé mal, me torcí el tobillo izquierdo y me obligaron a estar 2 semanas con férula y sin correr. Confieso que me desesperé horriblemente. Fue cuando valoré la salud que tengo y que casi nunca pienso en ella. Todo lo hacemos en automatico, pero cómo pega cuando nos hace falta!! Y qué increíble es el cuerpo humano.

En esa temporada de rehabilitación, asistí a la TwittMX3, en el Bulldogcafé, con mis muletas. Ahi me reencontré con muchos viejos amigos de los blogs, cosa que me dió muchisisisimo gusto, y también conocí twitteros y gente interesante… ahi empezó mi perdición y mi adicción a twitter que, en realidad, agradezco tanto por todo lo que me ha dado, como en sus buenos tiempos me lo dió este blog.

De ahi empecé a salir y a conocer a mas y mas twitteros, hasta que llegué a la fiesta de Condesa 140 y fue mi primer encuentro con las Pilasconpatas aunque en realidad en esa ocasión yo no sabía que eran las Pilasconpatas, sólo estuve fotografiando gente y los fotografié a ellos. Había leído un par de veces el hashtag y en realidad me llamaban mucho la atención. Luego fue el primer corredor cultural de la Roma Condesa donde supe que andaban pero al final por trabajo no pude alcanzarlos y fue un intento fallido por conocerlos.

Me aventuré a hacerles una invitación, a la caminata sonora de la fonoteca Nacional. A esa invitación solo me respondió Zeketo, el que despues se convirtió en mi cómplice y gran amigo Runner. Después de ese dia en los viveros donde nos conocimos y caminamos y caminamos por coyoacán, nos quedamos de ver un lunes en los para correr. El plan nos venía increíble: él tenia que agarrar condición y yo por fin tenia luz verde para empezar a correr de nuevo. Fue divertido, se nos iba el tiempo entre plática y plática, trotábamos 3 minutos y caminábamos 5 mientras seguiamos en el cotorreo… poco a poco las caminatas fueron disminuyendo y cuando me di cuenta ya estábamos corriendo 5k sin detenernos. Empecé a cazar carreras y me topé con la carrera de Mexicana. Nos inscribimos a los 5K y esa fue mi primer carrera oficial después de mucho tiempo. Hicimos un muy buen tiempo con 29 minutos corriendo a la par. Mi primo Picoy corrió los primeros 5K con nosotros y el se siguió para terminar los 10K. El va para el Maratón de LasVegas en diciembre y en realidad lo admiro muchísimo!!

Ahi fue cuando comenzó el acabose… quería seguir corriendo! Me hacía sentir bien, me emociona, me motiva, me inyecta energia y buena vibra por donde quiera que lo mire!! En esos dias ya había escuchado hablar mas que en la pagina de nike de los Twitterrunners, y habia visto que se reunian para entrenar. Un dia por fin me animé a hacer contacto y pregunté si podia ir a correr con ellos un sábado. En realidad me daban un poco de miedo, (jaja) veia que estaban corriendo 15, 20 kilometros diarios y para mi era demaisado!! pero me anime a contactarlos y ahi estaba yo un sabado en el Sope rodeada de puros desconocidos con un gusto en comun: correr. Hoy se que fue una de las mejores decisiones que he tomado este año y en mi vida entera.

Hasta ese momento yo no había corrido mas de 5K e iba dispuesta a correr esa misma distancia aunque sabia que ellos iban por los 10. Empecé a correr con ellos, iba plática y plática (ahh que raroooo), y cuando menos me di cuenta ya llevaba 5k y me sentia como si nada… para no hacer el cuento largo me aventé los 10k y me senti increíble. En serio no hay nada como correr en grupo!! Desde ahi me hice adicta a los Twitterrunners.

Regresé al siguiente fin de semana a correr con ellos la carrera de ASPA, esta vez fue Sergio conmigo y corrimos juntos 5K, mis rodillas comenzaron a darme lata de nuevo, pero iba más por estar con ellos que por la carrera en si. Me dieron algunos consejos sobre que hacer con mis rodillas y con las espinillas que empezaban tambien a molestarme. pero ya no me iba a dar por vecida.

Después de eso no los pude ver 2 fines de semana, y vaya que los extrañé. Creo que tengo una extraña facilidad por encariñarme demasiado rápido con la gente, pero es que en realidad son increíbles!

Volví con ellos después y desde entonces no puede pasar un fin de semana sin que quiera salir a correr con ellos. Los viernes en los viveros con Mike, los sabados con todos en el sope, en Chapultepec, siguiendolos en las carreras y tomándoles fotos. Ellos me han hecho amar el running de nuevo. Les agradezco tanto!!

Nunca había corrido más de 10k y con tanto ánimo y emoción me animé a inscribirme a los 15K de la TuneUp de Banamex el fin de semana pasado. Ellos entrenaban para el Maratón y cual fue mi sorpresa al ver que todos se inscribieron a la carrera para correr conmigo! Fue increíble!! Todo el tiempo estuviron junto a mi, aconsejandome, animándome, tomando fotos, fue increíble, por mucho fue la mejor carrera que he corrido, y la mas larga hasta hoy.

Al final de la carrera vinieron las palabras: seguro corres los 21k… y aqui estoy, emocionadísima por correr mi primer Medio Maratón el próximo domingo, al lado de mis Twitterruners, de mis amigos, de gente tan increíble!!

Ya vendré a platicar de cómo me fue en esos 21K que, además, tienen un plus que me llega a lo más profundo de mi corazón… correré cada kilómetro para ayudar a gente enferma de cáncer, que como también lo sabrán, fue esa enfermedad la que me arrebató a mi abuelo hace 11 años…

Estos 21K, además de correrlos por y con mis amigos, los correré por mi abuelo!

Si quieren apoyarme, compren un kilómetro de esta increíble causa: corriendo por la vida.

Vamos por esos 21K con el corazón!! 😀

Anuncios

One thought on “21 kilómetros

  1. Una gran alegría encontrar un post nuevo en el gato azul, un blog que de alguna forma me hizo descubrir el mundo y los alcances de las redes sociales y que es un poco ajeno a los que no están familiarizados con ellas.

    Mucha suerte en tu carrera del domingo, yo también voy a correr el medio maratón, voy de Toluca…

    Saludooosssss!!!!

    @Ferr7

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s